RAdio Dolorres
Home / Noticias / Noventa años del primer quiebre institucional

Noventa años del primer quiebre institucional

Entre mayo y junio de 1930 se había intensificado la propaganda contra el Presidente Hipólito Yrigoyen, a quien el periodismo acusaba de procurar arrasar con las autonomías provinciales. Por esos mismos días el Teniente General José Félix Uriburu activaba los planes revolucionarios con el apoyo decidido de los conservadores y de agrupaciones nacionalistas.

Este jefe militar y sus compañeros de conspiración hablaban de “hacer una revolución verdadera” que cambiara muchos aspectos de nuestro régimen institucional modificando la Constitución. “No haré – un motín en beneficio de los políticos, sino un levantamiento trascendental y constructivo con prescindencia de los partidos”, sostenía.

Yrigoyen guardaba por esos días cama porque estaba atravesando un estado gripal. Su Ministro de Guerra, General Luis J. Dellepiane, lo pone en conocimiento de un inminente estallido revolucionario, sin embargo el Presidente desautoriza las medidas represivas que aquél había dispuesto, mientras que el diario opositor “La Fronda” incitaba continuamente a precipitar el fin de “la tiranía sangrienta”.
Al amanecer del 6 de Septiembre de 1930 Uriburu llega al Colegio Militar con un grupo de partidarios, mientras pequeños destacamentos militares de la Capital se declaraban en rebelión y se concentraban en Colegiales, mientras que en Belgrano y en Flores se reunían grupos de civiles desde un avión que sobrevuela la ciudad se arrojaba propaganda revolucionaria. Por otro lado un numeroso grupo de dirigentes políticos eran detenidos.

A las 10 de la mañana el estridente sonido de la sirena del diario Crítica anuncio la revolución, momentos en que el Colegio Militar comienza a avanzar sobre la Capital, marchando a la cabeza el General Uriburu, quien enviaba un mensaje pidiendo la renuncia del Presidente y de su Vice, al propio tiempo que los hacía responsables “por cualquier derramamiento de sangre para sostener un gobierno unánimemente repudiado por la opinión pública”.

Aquel 6 de septiembre fue el hito de partida de una triste historia de golpes militares que varias veces se repetirían, en la que integrantes de nuestras Fuerzas Armadas se consideraron los iluminados que podían ignorar la voluntad popular y avasallar los derechos ciudadanos de los argentinos.

A al cumplirse noventa años de una de las más infelices jornadas para el pueblo argentino, el pueblo todo debe recordar sus consecuencias y bregar por seguir fortaleciendo nuestras instituciones en pos de la democracia recuperada en 1983.

Diario de Dolores – Compromiso

About Redactor

Check Also

Etchevarren expresó su preocupación por los turnos para la vacunación contra el COVID-19

El Intendente Camilo Etchevarren le envió una carta al Ministros de Salud de la Provincia, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


[lbg_audio5_html5_shoutcast settings_id='1']